martes, 27 de septiembre de 2011

Posthumanismo #15: autodestrucción



El primer paso para la consecución del Nuevo Hombre posthumano es revertir los efectos educativos de la máquina propagandística burguesa, y su ejercicio de instrucción mental a través de la proliferación infinita de memes coercitivos. Deshacerse de una vez y para siempre de toda la gran máquina de mitos, consensos, significados, imágenes, deseos y doctrinas que, de manera imperceptible pero implacable, determinan la nuestra subjetividad desde la cuna hasta la lápida.
Liberándonos del control mental del Sistema podremos articular nuevas maneras de convivencia.
Practiquemos la auto-desinstrucción, auto-deconstrucción, auto-destrucción.
La metáfora fundacional de la poética conspiranoica es el tinfoil hat: un escudo individual y autoconstruído para eludir las embestidas del Control Mental imperialista. El sistema quiere que te escondas en tu yo: ese yo que el sistema utiliza para apoderarse de tí. Tu libertad habrá de emerger únicamente de tus cenizas, tal es el sacrificio que ha de realizar el auténtico hombre libre: olvida tus secretitos familiares, tus insípidos problemas de autoestima, tu complejo de culpa, tu sentimiento de soledad, tu sed de triunfo, tus dudas sentimentales... no son más que memes parasitarios que El Sistema ha inscrito en tu subjetividad.

Aíslate, escóndete, disfrázate, deslízate, desplázate, autodestrúyete.




Libérate del miedo ejerciendo tu derecho a la combustión espontánea.


Este post NO se autodestruirá en cinco minutos.

2 comentarios:

  1. Zapatero (Minorista, no limpio zapatos)27 de septiembre de 2011, 3:24

    Lo mío con tus invitaciones, es algo misterioso: vi tu mensaje ayer, me largué con un compañero desde el miércoles hasta el domingo a Alacant, Rioja y alrededores a cotejar almacenes de calzado: llevé el móvil pero de imbécil dejé el cargador y el del coche no funcionaba... De todas formas no habría podido acudir. Lo siento, tú mejor déjalo en pié, a ver para la próxima.

    ResponderEliminar
  2. Un post muy condensado e interesante para desplegar. Y la imagen del principio -aunque no sé si lo has puesto adrede- me recuerda los iconos del iphone. Hace poco vi a una artista que proponía un gps serendetípico para romper lo sistemático y no ir a los sitios habituales siempre por el mismo camino, sólo le faltaba el icono apropiado para apretar el botón, aunque eso ya sería ser demasiado "iconoplasta", supongo.

    ResponderEliminar